Los procesos biológicos son fundamentales en una estación depuradora de aguas residuales (EDAR). Dentro de la línea de agua, la depuración se basa en la actividad de ciertos microorganismos para poder llevar a cabo una reducción de la carga contaminante, y por tanto, la depuración del agua residual.

Los microorganismos presentes en el reactor biológico, donde se va a llevar a cabo una de las etapas más importantes de la depuración, consumen el sustrato, o lo que es lo mismo, la contaminación. Como consecuencia de este consumo la biomasa presente en dicho reactor irá aumentando.

Para lograrlo debemos mantener unas condiciones controladas que favorezcan al máximo la vida de dichos microorganismos. En este aspecto es fundamental la información facilitada por la instrumentación de la EDAR.

Los objetivos del tratamiento biológico en la línea del agua en una EDAR son:

  • Transformar u oxidar los constituyentes biodegradables presentes en el agua.
  • Capturar e incorporar sólidos suspendidos y coloidales no sedimentables en un flóculo biológico o biopelícula.
  • Transformar o remover nutrientes inorgánicos como nitrógeno o fósforo, especialmente en aguas de origen agrícola.
  • Remover trazas de constituyentes orgánicos y compuestos específicos.

 Procesos biológicos

Los procesos biológicos se pueden clasificar dependiendo: del contaminante a eliminar (materia orgánica o procesos de eliminación de nitrato y fosfato); el potencial redox (procesos aerobios y anaerobios); según la biomasa (crecimiento en suspensión o cultivo mediante película fijada).

Gracias al conocimiento de los procesos biológicos que suceden en la EDAR, se consiguen reducciones de la DBO5 que pueden superar el 90 %

ARTÍCULOS TÉCNICOS RELACIONADOS

Depuradoras por el mundo: EDAR Atotonilco

Parámetros biológicos en una EDAR

CURSOS ONLINE RELACIONADOS

Operación y mantenimiento de EDAR

Tratamiento biológico en EDAR

 Procesos y tratamientos de aguas

 

David Nuevo
Últimas entradas de David Nuevo (ver todo)